Nuevos hallazgos del rover Curiosity que explora Marte puede alterar nuestra comprensión de cómo evolucionó ese planeta hasta nuestros días. La evidencia encontrada sugiere que en el pasado hubo cantidades significativas de oxígeno y que Marte era más parecido a la Tierra de lo que pensábamos hasta ahora.

Los altos niveles de óxido de manganeso detectados en la superficie marciana datan de la época joven del planeta. “Las únicas formas que conocemos en la Tierra para crear esos materiales de manganeso incluyen oxígeno atmosférico o microbios", afirma Nina Lanza, del Laboratorio Nacional de Los Álamos (EEUU), en una publicación de Geophysical Research Letters.

El rover también dio otra sorpresa al encontrar un mineral inesperado: la tridimita, que, según explica la agencia espacial estadounidense, se asocia generalmente con el vulcanismo silícico que se conoce en la Tierra, pero que no se creía que pudiera estar presente en Marte. "En la Tierra, la tridimita se forma a altas temperaturas en un proceso explosivo denominado vulcanismo silícico”, explica Lanza.

Los hallazgos pueden inducir a los científicos a reconsiderar la historia volcánica de Marte. "Siempre les digo a los científicos planetarios que hay que esperar lo inesperado en Marte", dijo Doug Ming, científico y coautor del trabajo, según indica el portal de la NASA. "El descubrimiento de tridimita fue completamente inesperado. Ahora se plantea la pregunta de si Marte experimentó una historia volcánica mucho más violenta y explosiva de lo que se pensaba", añadió.

Clima cálido y agua

En diciembre del año pasado, estudios de Curiosity revelaron que Marte tuvo un clima más cálido y lagos de agua durante un largo periodo de tiempo.

Estos hallazgos fortalecen la hipótesis de que cuando Marte era un planeta joven, tenía muchas más similitudes con la Tierra de las que tiene ahora.

¿Por qué desaparecieron?

Al no tener un campo magnético protector, el planeta quedó expuesto a la radiación cósmica.

Según la teoría expuesta en Geophysical Reseach Letters, el hidrógeno, que es ligero, posiblemente se evaporó en el espacio mientras que el oxígeno, que es más pesado, permaneció en las rocas, lo que pudo ocasionar el color rojizo en la superficie marciana. Esta información ofrece una nueva explicación sobre la oxigenación de los planetas

La mayor expedición en el planeta rojo

Curiosity tiene la misión de determinar las posibilidades que existen para llevar humanos a Marte en el futuro, estudiando su clima, geología y otros datos que sirvan para evaluar su habitabilidad. Además, analiza si pudo haber tenido vida en el pasado, señala el portal Fayer Mayer.

Curiosity es el robot más grande que se haya enviado a Marte, tiene 3 metros de largo y sus 900 kilos de peso se desplazan sobre seis ruedas, a una velocidad estimada de 90 metros por hora, usando navegación automática.

Para conseguir energía, el robot usa un generador termoeléctrico de radioisótopos, que produce electricidad a partir de la desintegración radiactiva de un isotopo de plutonio-238.// El Deber

0 comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios son importantes para nosotros. Revisamos todos los comentarios y los respondemos.

EVITA COMENTAR COMO "ANÓNIMO", PORQUE NO RESPONDEREMOS TU COMENTARIO. Con poner tu nombre basta.

 
Top