Al periodismo de investigación le hace falta trabajo en equipo. "Las redacciones son organizaciones oxidadas y aisladas, aunque haya buenos profesionales". Con estas palabras, Pilar Velasco, periodista de la Cadena Ser, se ha referido a la necesidad de replantear la colaboración entre periodistas durante el XVII Congreso de Periodismo Digital en Huesca.

Frente a este escenario, Marcos García Rey, miembro el Consorcio de Periodistas de Investigación, ha añadido que la palabra clave es la colaboración: "Nos hemos dado cuenta de que el mundo digital es una gran ventaja y que, a través de su buen uso, podemos contar con armas potentes de organización, comunicación y la propia narrativa digital".

Estas ideas fueron compartidas en la ponencia titulada Cómo se utiliza el soporte digital y las nuevas tecnologías para levantar las alfombras del poder, moderada por Antonio Rubio, director del Máster Oficial en Periodismo de EL MUNDO/Universidad CEU San Pablo y del Máster de Periodismo de Investigación, Datos y Visualización de EL MUNDO/Universidad Rey Juan Carlos, también organizado junto con este diario.

Otro factor que obstaculiza las investigaciones, ha considerado García Rey, es la falta de método de los profesionales: "Talento hay sobra, también esfuerzo, pero falta método". "Lo importante es cavar hondo y lo que te da la metodología es no hacer hoyos en 500 lados", ha añadido Daniel Lizárraga, autor de La Casa Blanca de Peña Nieto.
Comunicación social UPEAPara Velasco, el periodismo de investigación es como el trabajo de un cirujano: "Detectas un patrón, una enfermedad, la acotas y defines, para después extirparla". La esencia, ha indicado Álvaro de Cózar, periodista en Ahora, consiste en "seguir las huellas" y, para eso, "hay que hacerse preguntas".

En este sentido, ha considerado que los equipos son clave para formularse más preguntas y acabar con los egos de los periodistas, sobre todo ahora que, ha señalado, "en las redacciones no se piensa demasiado".

También se puso de manifiesto la necesidad de proteger tanto al periodista como a sus fuentes. Correos cifrados, presiones del medio y del Estado, querellas y demandas. El periodismo de investigación es, en palabras de Rubio, "complicado y peligroso" y en la mayoría de ocasiones el periodista termina en el banquillo de los acusados. De Cózar se ha referido a estas presiones como algo cotidiano: "Si funcionan es que no estás enamorado de tu investigación".

Ante la posibilidad de acabar en los juzgados, Velasco ha puesto en alza el valor de tener la investigación muy bien atada: "Las informaciones son como una mesa, tienen que tener cuatro patas para sostenerlas". A su vez, Lizarraga ha dicho que "ni el más mínimo viento puede poner en duda tu investigación".

Para el periodista mexicano este oficio es una cuestión de vocación, ya que se necesita tener "un cable mal puesto". Aunque viva en "Impunilandia", en referencia a su país de origen, ha destacado que sus investigaciones despiertan la inquietud y las ganas de la nueva generación de periodistas.// El Mundo

0 comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios son importantes para nosotros. Revisamos todos los comentarios y los respondemos.

EVITA COMENTAR COMO "ANÓNIMO", PORQUE NO RESPONDEREMOS TU COMENTARIO. Con poner tu nombre basta.

 
Top