En cuanto su estilo de vida, las cougars se jactan de hacer uso de su experiencia con sus ‘cachorros’. Incluso hay varias teorías que explican por qué se está dando con mayor frecuencia hoy en día

En África, preguntarle la edad a una mujer es tomado como sinónimo de mala educación. La vejez representa prestigio y sabiduría: cuánto más grande es, más respeto se le debe. Sin embargo, existen mujeres en otras partes del mundo que no tienen problemas en revelar este dato ni complejos en torno a la cantidad de años que llevan de vida. Algunas de ellas, incluso, se desprenden totalmente de los números y prefiere relacionarse con personas más jóvenes.

Este es el caso de Hattie, una mujer de 73 años que protagoniza uno de los capítulos de Sexo Extraño. Ex modelo, ella no está casada ni se ha quedado esperando al amor de su vida, sino que elige ser una cougar -es decir, tener una vida sexual plena con hombres hasta varias décadas más menores-. ¿Qué valores maneja Hattie? Su pareja al momento de grabar el programa, por ejemplo, tenía 33 años.

Para algunos puede sonar extraño, pero esta forma de relacionarse se ha propagado con fuerza durante los últimos años. Casos como el de Cindy Gallop, la empresaria norteamericana que saltó a la fama en 2002 por afirmar que salía y dormía junto a hombres que tenían la mitad de su edad, o Madonna, cuyos últimos novios están lejos de peinar canas, han contribuido a alimentar esta tendencia. El término cougar -que en inglés quiere decir puma- proviene del libro de 2001 Cougar: A Guide for Older Women Dating Younger Men, en el que la autora Valerie Gibson cuenta que las mujeres mayores “merodean como si fueran pumas” a la hora de salir con hombres menores.

Psicología en la UPEAEn cuanto su estilo de vida, las cougars se jactan de hacer uso de su experiencia con sus ‘cachorros’. Incluso hay varias teorías que explican por qué se está dando con mayor frecuencia hoy en día.

Por un lado, algunos afirman que esto tiene que ver con la independencia económica y financiera. La imposición que recuerda a la mujer al cuidado de la casa mientras el hombre sale a trabajar para mantener a la familia es eso: un simple recuerdo. Hoy, el género femenino goza de mayor poder y capacidad de elección –con o sin pareja-. Aquellas que tengan la libertad necesaria para tomar decisiones amorosas pueden elegir a hombres más jóvenes a la hora de relacionarse sin preocuparse por ver si pueden aportar dinero, sino como una opción gratificante después de tanto trabajo.

También aparecen las explicaciones científicas. Un estudio realizado en la Universidad de Texas, en Austin, afirmó que “las mujeres con fertilidad decreciente tienen mayores motivaciones sexuales que aquellas con una fertilidad más plena”. Agregó, además, que el reloj biológico juega un papel fundamental en la mente de las mujeres e invita a las cougars a elegir hombres más jóvenes para “compensar el tiempo perdido”. De acuerdo con esto, la Dra. Pam Spurr, especialista en comportamiento y sexualidad, explicó: “Después de los 30, las mujeres tienen mayor consideración por su fertilidad y lo que pueden hacer con su capacidad de procrear. En caso de buscar un bebé saludable, los hombres jóvenes son preferibles –aunque un hombre mayor puede brindar seguridad desde el punto de vista financiero-”.

Por su parte, el psicoanalista France Schott-Billman hurga directo en las mentes de las cougars y considera que su actitud implica dos formas de amor: el maternal y el erótico.

Ya sea por independencia económica, afirmación de la fertilidad o instinto femenino, estas mujeres optan por despojarse de todos los prejuicios y eligen a los más jóvenes como sus potenciales parejas. Si quieres conocer más historias sobre las formas que pueden asumir los vínculos humanos, no te pierdas el estreno de Sexo Extraño en México el 5 de julio a las 20:00.// Vanguardia

0 comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios son importantes para nosotros. Revisamos todos los comentarios y los respondemos.

EVITA COMENTAR COMO "ANÓNIMO", PORQUE NO RESPONDEREMOS TU COMENTARIO. Con poner tu nombre basta.

 
Top