Crear una marca propia para importar de China tiene sentido para muchos propietarios de pequeñas empresas que desean tener una ventaja competitiva en el mercado. Frente a las grandes multinacionales con las que no pueden competir en precio, la creación de una marca aporta valor añadido a los productos.

Muchas empresas combinan en su estrategia de negocio las ventajas de fabricar a bajo coste en China con la creación de una marca propia para maximizar las ganancias. Un logotipo en las etiquetas y envases del producto transmite un mensaje al consumidor y añade valor, aunque es preciso tener en cuenta que crear una marca es más complejo que el simple hecho de tener un logotipo propio.

Las marcas nuevas necesitan tiempo y marketing para llegar a ser reconocidas. Sin embargo, no podemos olvidar que las marcas mundialmente conocidas también comenzaron de cero. Por otra parte, la tendencia del consumidor europeo se inclina cada vez más hacia marcas pequeñas porque transmiten mayor confianza y cercanía que las grandes.Comercio internacional en la UPEA

Cómo fabricar con una marca propia en China

Existen diferentes formas de poner una marca propia a los productos importados de China.

Imprimir un logotipo

Esta es la forma más sencilla de importar de China con marca propia. De hecho, es un método muy utilizado por empresas de todo tipo en sus campañas de merchandising.

La mayoría de proveedores chinos ofrecen la posibilidad de imprimir un logotipo en sus productos por una diferencia de precio muy poco significativa. El logotipo se puede añadir como marca impresa, bordada o serigrafiada dependiendo del material de soporte. Además, se pueden añadir etiquetas o envases con la marca.

Embalaje de producto

Los embalajes, cajas o envases son parte de la imagen de marca y son la primera impresión que recibe el consumidor cuando adquiere su producto.

El packaging puede incorporar la marca de diferentes formas. La más sencilla es menos costosa es imprimir el logotipo en un embalaje estándar que, por lo general, se puede adquirir en el color corporativo.

Otra posibilidad es diseñar un envase de producto personalizado. Esta opción requiere contar con expertos en packaging y, en función del producto que vaya a contener, puede necesitar moldes de inyección, por lo que hay que estudiar su viabilidad.

Diseño personalizado (OEM)

Las siglas OEM  (original equipment manufacturer) se utilizan para referirse a las marcas blancas de los fabricantes chinos. Se trata de fabricantes que ofrecen la posibilidad de producir sus diseños sin ninguna marca para que el importador los personalice con su propia identidad corporativa.

La fabricación de productos OEM en China es un proceso sencillo, aunque conviene contar con apoyo externo de una empresa como Bull Importer, experta en gestionar todas las etapas, desde la selección del proveedor hasta la producción y control de calidad. Un buen asesoramiento profesional evita complicaciones y quebraderos de cabeza en la creación de una marca propia para importar de China.

Este método es muy habitual, sobre todo desde que el modelo de negocio que consiste en fabricar en Asia y vender en marketplaces como Amazon se ha popularizado.

En cualquier caso, si se quiere crear una marca propia que tenga recorrido a largo plazo, es imprescindible que el importador indique al fabricante las especificaciones de producto con todo lujo de detalles: dimensiones, colores, materiales, componentes, normas de certificación y requisitos de calidad.

Del mismo modo, se debe detallar el logotipo para evitar malentendidos: código de color Pantone o color Ral, posición, dimensiones y sistema de impresión. Aun así, conviene solicitar una muestra antes de comenzar la producción.

Si está interesado en crear una marca propia para importar de China, pregunte por nuestro servicio de gestión de etapas. Le ofrecemos asesoramiento integral o a medida de sus necesidades.// Bull Importer


0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu visita

 
Top